NOTICIAS

15-Jul-2014 | actualidad

Mientras un grupo de turistas disfrutaban el sol en la playa de Novosibrisk, en Rusia, repentinamente se vieron obligados a resguardarse de una caída de bolas de hielo debido a una gran tormenta de granizo. Eso es básicamente lo que ocurrió en una playa en Siberia, Rusia, este mes cuando las temperaturas cayeron de 40 a 21 grados Celsius antes que las nubes descargaran con furia lluvia y piedras de granizo del tamañ


ENLACE PATROCINADO